El farmacéutico comunitario protagonista de los dos nuevos servicios de la NHS

Des de Octubre del 2011, en Inglaterra, existen dos servicios donde el farmacéutico comunitario tiene un papel muy importante. Estos servicios se encuentan en las oficinas de farmacia inglesas y van dirigidos a esos pacientes que, después de tener el alta del hospital, empiezan con nuevos tratamientos o a esos pacientes que llevan tiempo con su medicación pero ésta no está siendo eficaz. El principal objetivo es que el paciente llegue a entender como debe utilizar su medicación y por qué debe tomársela. Los farmacéuticos de farmacia comunitaria son los responsables de conseguir estos objetivos y de llevar a cabo los servicios siguientes: 

– New Medicine Service (NMS): diseñado para ayudar a mejorar la adherencia del paciente a un nuevo tratamiento. Por ahora este servicio se centra en tratamientos para el asma y EPOCdiabetes tipo 2, terapias anticoagulantes e hipertensión. El farmacéutico debe hacer un seguimiento del paciente durante los 14 a 21 días posteriores al alta del hospital donde se aplican entrevistas para detectar problemas en la adherencia y intervenir si fuera necesario.

– Medicines Use Reviews (MUR): dirigido a educar al paciente para que pueda utilizar su medicación de manera más eficaz. A diferencia del NMS, los pacientes dirigidos al MUR ya llevan tomando la medicación des de hace tiempo, pero la eficacia de ésta no está siendo la esperada o se han detectado errores de medicación, etc. En el MUR, se proporciona soporte informativo y consejos. El objetivo es mejorar el conocimientocomprensión y el uso de los medicamentos. El paciente es instruido para que tenga claro cómo tiene que tomar su medicación y identificar cualquier problema relacionado.

Según la NHS, del 4 al 5% de las admisiones hospitalarias están relacionadas con problemas con la medicación prevenibles.

¿Qué pretenden conseguir con estos servicios? Algunos beneficios que se prevee son:

  • El paciente esté mejor informado y mejorar la adherencia
  • Reducir el gasto farmacéutico
  • Reducir las admisiones hospitalarias, sobretodo aquellas relacionadas con errores de medicación, PRM y RAMs.
  • Aumentar el número de notificaciones con tarjeta amarilla (farmacovigilancia) por parte de los farmacéuticos comunitarios

A principios de este año, Pharmaceutical Services Negotiating Comittee (PSNC) y la NHS Employers junto la Royal Pharmaceutical Society, publicaron la guia “Community pharmacy: guidance for hospitals”. La guía va dirigida a los farmacéuticos comunitarios y a los profesionales sanitarios de hospital para que conozcan el proyecto y puedan dirigir sus pacientes a estos servicios si así lo creen necesario.

En relación a esta nueva iniciativa, ha empezado un estudio para evaluar el NMS. Consiste en un estudio prospectivo con 250 pacientes que harán uso del servicio y 250 pacientes que no. Empezó el pasado mes de enero y terminará en 18 meses. Estaremos esperando los resultados.

Tal vez las evidencias que nos pueda dar este proyecto nos pueda servir para darnos unas cuantas ideas…

Anuncios